martes, 29 de septiembre de 2009

Los Herederos

A Manuel Álvarez

Cada estirpe en su voluntad de ser
se afana a un propósito de continuidad inconsciente.

Una fe oculta se profesa
con profunda y clara certidumbre.

¿ Si la vida sólo en uno valor alcanza
qué meta se persigue en esa descendencia ?.

Nadie vive en su proyecto para el otro,
nadie en su íntimo rescoldo conlleva ser su hijo.

Quizá un tributo de gratitud
quizá una obstinación de lo inmortal.

La herencia en sí no está en nosotros,
sólo somos instrumento de su juego.

El azar del continuo es continuo azar de la presencia,
mas cada uno engendra en su aventura
la clave de un dios que lo domina.


Cada estirp en la seua voluntad d'ésser
malda a un propòsit de continuitat inconscient.

Una fe oculta es professa
amb profunda i clara certesa.

Si la vida només un valor aconsegueix
a quina meta s'arriba amb la descendència?

Ningú viu el seu projecte per a l'altre,
ningú en íntim caliu comporta ser el seu fill.

Potser un tribut de gratitud
potser una obstinació a l'immortal

La herència pura no hi és amb nosaltres,
només som instrument del seu foc.

El destí de la continuïtat és continu destí de la presència
però cadascú engendra en les seues aventures
la clau d'un déu que el domina.

Traducció: Joana Navarro

9 comentarios:

amante del absurdo dijo...

destí es sinónimo de azar?

Rorro

Joana dijo...

Éste poema expone con acertada certeza la razón de nuestro deseo de continuidad en la vida. Pretendemos consolarnos pensando que no morimos del todo, que dejamos parte de nosotros en nuestros descendientes.
Sin embargo,esto no es del todo cierto, sólo es algo a lo que nos acogemos pensando que así seremos en cierto modo inmortales, pensamos que nuestra existecia se proyectará en la de nuestros hijos, nietos...Y esto nos consuela. Pero en el fondo sabemos, aunque cueste aceptarlo, que esta hipótesis no es del todo correcta. Todo depende del destino, de la rueda de la fortuna, de una divinidad que juega con nosotros, que propone y dispone a su antojo.

Es mi lectura. Igual no pensáis lo mismo. me encantaría debatirlo.

Ximo dijo...

Hi sóc amb tu, Joana, ja veurem que ens explica el poeta, però jo ho interprete de la mateixa manera.
El primer vers de l'última estrofa és molt difícil. L'has encertat amb molta gràcia.

F.Cejudo dijo...

Nuevamente gracias por tu esmerado trabajo.
Efectivamente en el poema, la estrofa primera donde cada ser inconscientemente busca su continuidad, enlaza con la última donde intento explicar que su propia presencia es la que conlleva ese dios, esa naturaleza buscando su perpetuidad. Todos nosotros somos elementos de su juego.
Un beso.

F.Cejudo dijo...

Ximo, gracias.
Mi reflexión acabo de hacerla a Joana, en el comentario anterior. Pero como todo poema, una vez que está escrito, el dueño es siempre el lector.
Un saludo afectuoso.

Marta dijo...

El destí, nosaltres i el desig d'immortalitat. M'encanta.

F.Cejudo dijo...

Hola Marta, efectivamente estas son tres dimensiones vitales, enigmas por descubrir.
Gracias con un saludo afectuoso.

Helena Bonals dijo...

Els fills, la religió i l'obra artística, la fama, com a mitjans de perpetuació de la humanitat des de temps immemorials.

Em plau molt "¿Si la vida sólo en uno valor alcanza/ qué meta se persigue en esa descendencia?"

F.Cejudo dijo...

Estimada Helena, creo que nosotros sólo cumplimos inconscientemente, con los designios de la madre anaturaleza en su ansia de perpetuarse.
Un abrazo afectuoso.